Prestación extraordinaria para quienes no acceden a otras prestaciones por cese de actividad

Protección de empleo

Trabajadores autónomos.

  • Estar afiliado y en alta en el Régimen Especial de la Seguridad Social de los Trabajadores por Cuenta Propia o Autónomos (RETA) o, en su caso, en el Régimen Especial de la Seguridad Social de los Trabajadores del Mar, antes del 1 de abril de 2020. 
  • Hallarse al corriente en el pago de las cuotas a la Seguridad Social antes del 1 de abril 2020. No obstante, si en la fecha de la suspensión de la actividad no se cumple este requisito, se invitará al pago al trabajador autónomo para que en el plazo improrrogable de treinta días naturales ingrese las cuotas debidas. 
  • No tener rendimientos netos computables de la actividad desarrollada por cuenta propia en el primer semestre de 2021 superiores a 6.650 euros.
  • Acreditar en el primer semestre de 2021 ingresos inferiores a los habidos en el primer trimestre de 2020: para el cálculo de la reducción de ingresos se tendrá en cuenta el periodo en alta enel primer trimestre del año 2020 y se comparará con la parte proporcional de los ingresos habidos en el primer semestre de 2021 en la misma proporción.
  • El derecho a esta prestación se extingue si durante la percepción de la misma la persona solicitante llega a cumplir los requisitos para percibir la prestación ordinaria de cese de actividad o la prestación extraordinaria de cese de actividad compatible con la actividad por cuenta propia por reducción de ingresos.
  • Declaración jurada de los ingresos, en su caso, como consecuencia del trabajo por cuenta ajena. 
  • Autorización a la Administración de la Seguridad Social y a las mutuas colaboradoras encargadas de la gestión de la prestación para recabar del Ministerio de Hacienda los datos tributarios necesarios para la revisión de los requisitos de acceso.
  • Un certificado de empresa y la declaración de la renta.

 

 

En general, el 50% de la base mínima de cotización que corresponda por la actividad desarrollada por el autónomo.

 

Mensual. 

  • La cuantía de la prestación será el 50% de la base de cotización mínima que le corresponda en función de la actividad.
  • Si dos o más miembros de una unidad familiar hasta el primer grado de parentesco por consanguinidad o afinidad tienen derecho a esta prestación, la cuantía de cada una de las prestaciones será del 40%.

Máximo durante 4 meses. 

Las personas que perciban esta prestación y no esténcotizando por cese de actividad están obligadas a cotizar por este concepto a partir del mes siguiente en que finalice la percepción de la prestación.

  • La percepción de una retribución por el desarrollo de un trabajo por cuenta ajena, salvo que los ingresos del trabajo por cuenta ajena sean inferiores a 1,25 veces el importe del SMI.
  • Con el desempeño de otra actividad por cuenta propia.
  • Con la percepción de rendimientos de la sociedad cuya actividad se haya visto afectada por el cierre.
  • Con la percepción de una prestación de Seguridad Social salvo aquella que el beneficiario viniera percibiendo por ser compatible con el desempeño de la actividad que desarrollaba.
  • Trabajadores por cuenta propia incluidos en el Régimen Especial de los Trabajadores del Mar: la prestación por cese de actividad es además incompatible con las ayudas por paralización de la flota.

Se debe solicitar ante la Mutua Colaboradora a la que se esté adherido. 

Se debe comunicar a la entidad gestora los miembros que integran la unidad familiar y si alguno de ellos es o puede ser perceptor de la prestación de cese de actividad o si cuentan con algún otro tipo de ingresos.

Las mutuas colaboradoras con la Seguridad Social o al Instituto Social de la Marina.

Esta prestación extraordinaria está dirigida a trabajadores autónomos que no causan derecho a la prestación ordinaria de cese de actividad, ni a la prestación compatible con la actividad cuando haya caída de ingresos. Durante el tiempo que permanezca la actividad suspendida se mantendrá el alta en la seguridad social, pero las y los trabajadores autónomos quedan exonerados de la obligación de cotizar y dicho periodo se entiende como cotizado.

Esta prestación se prorroga a partir del 1 de febrero hasta el 31 de mayo de 2021. 

Período de solicitud
  • Si se solicita en los primeros 21 días naturales de febrero, se puede cobrar la prestación con efectos de 1 de febrero de 2021. 
  • Si no se solicitan en dichos días, la prestación tiene efectos en el primer día del mes siguiente al de la presentación de la solicitud y su duración será hasta el 31 de mayo de 2021 como máximo. 

 

Fecha inicio efectos

1 de octubre de 2020. 

Fecha prevista cobros

Esta prestación se puede empezar a cobrar con efectos de 1 de febrero de 2021, siempre y cuando se solicite en los primeros 21 días naturales de febrero. En caso contrario, la prestación tiene efectos en el primer día del mes siguiente al de la presentación de la solicitud y su duración será hasta 31 de mayo de 2021.

Fecha de última modificación
27/01/2021